El leonés, que aspira a estar en el Europeo de cross, lanzó un ataque largo pero hasta los últimos metros, y al sprint, no pudo vencer a Agourram.

Sergio Sánchez sudó y mucho para sustituir en el palmarés del cross de Palencia a Mirus Yifter, que ganó la última edición celebrada en 1973. Los marroquíes Youssef Ben Hadi y Mohamed Agourram se lo pusieron muy caro. Estos tres más Dani Arce y Houssame Benabbou se fueron pronto del resto de atletas y en la última vuelta Sergio y los dos marroquies dejaron a los demás.

El leonés, que aspira a estar en el próximo Europeo de cross, lanzó un ataque largo pero hasta los últimos metros, y al sprint, no pudo vencer a Agourram que entró a apenas un segundo suyo. Nada más entrar en meta Sergio alabó el circuito de hierba, en un parque de la capital palentina, diseñado por el propio Mariano Haro: “la organización ha estado de diez y el circuito es espectacular, todo de hierba, con obstáculos naturales… Aquí se puede disputar un Europeo o hasta un mundial”.

En categoría femenina se formó pronto un primer grupo con Lidia Campo, Cristina García Catalina, Tania Carretero, Nuria Lugueros y Azucena Diaz. Esta última atacó pronto pero la berciana del Piélagos aguantó a pocos metros para, dentro del última vuelta, lanzar un ataque definitivo que le coronó como primera ganadora de este cross. Mariano Haro, y quien fuera su entrenador Gerardo Cisneros, estuvieron toda la mañana apoyando la prueba, recordando los inicios de este cross en la década de los sesenta, y entregando los trofeos.